A Smart + Strong Site
Subscribe to:
E-newsletters
POZ magazine
JOIN AIDSMEDS YouTube
Lecciones del VIH y del SIDA Leucoplasia vellosa oral (LVO)

email

¿Qué es?

La leucoplasia vellosa oral (LVO) es una o varias placas blancas que pueden aparecer en la boca. Normalmente estas placas aparecen a lo largo del borde de la lengua, aunque a veces se desarrollan en la parte superior o inferior de la lengua o a lo largo del interior de la mejilla. Si se miran atentamente, esas placas pueden parecer peludas o contener una cantidad de pequeños pliegues o protuberancias.

La LVO puede tener un aspecto parecido a las aftas (candidiasis oral), otro problema común caracterizado por placas blancas que se desarrolla en la boca de las personas VIH positivas. Sin embargo, si las aftas se raspan suavemente usando un cepillo de dientes, usualmente se desprenden, pero la LVO no.

La LVO es una de las primeras infecciones oportunistas que aparecen en las personas VIH positivas. Puede aparecer con cualquier recuento de células T. Si bien hay personas VIH positivas con más de 500 células T que desarrollaron LVO, es más frecuente en aquellos con recuentos de células T menores a 200. Es importante mencionar que la LVO puede afectar a aquellos con un sistema inmunológico sano, incluso a quienes no están infectados con el VIH.

Se la considera una enfermedad benigna, ya que raramente provoca problemas físicos serios y no causa complicaciones graves.

El virus Epstein-Barr (VEB) es el que causa la LVO. La mayoría de las personas en el mundo está infectada con el VEB. Pero sólo algunas, incluidas aquellas con un sistema inmunológico debilitado, desarrollan la enfermedad.

Más del 25% de las personas VIH positivas desarrolla LVO en algún momento durante el curso de la infección. Es más común entre los hombres VIH positivos y los fumadores.

¿Cuáles son los síntomas de la LVO?

El síntoma clásico de la LVO son las placas blancas de aspecto velloso (peludo) y protuberancias, que se desarrollan en el borde de la lengua. También pueden aparecer placas en la parte superior o inferior de la lengua, o a lo largo del interior de la mejilla. También es posible que estas placas no presenten vellosidades y no contengan protuberancias o pliegues perceptibles.

En general, la LVO no causa otros síntomas. Por lo tanto, es posible que muchas personas no sepan que tienen LVO a menos que se examinen la lengua o el interior de la boca para localizar las placas, las que por lo general, no causan molestias ni alteran el sabor de la comida o de los líquidos. En algunos casos, la LVO puede causar un dolor leve, alteraciones en el gusto y agudizar la sensibilidad a las temperaturas de los alimentos.

En la siguiente foto puedes observar el aspecto que presenta la LVO en la lengua.

OHL picture

¿Cómo se diagnostica la LVO?

Muchas veces, los profesionales de la salud pueden diagnosticar la LVO simplemente observando las placas blancas. Para saber si son placas de LVO o aftas (candidiasis), puede realizarse una simple prueba de raspado. Con la ayuda de una paleta o de un cepillo de dientes se raspa la placa suavemente. Si la placa blanca se desprende con el raspado, probablemente se trate de aftas, y no de LVO.

Para estar seguro de si la placa blanca es LVO, tu proveedor de atención médica puede enviar una muestra a un laboratorio para su análisis. El laboratorio buscará el virus Epstein-Barr (VEB) para confirmar el diagnóstico de LVO.

¿Cómo se trata la LVO?

Generalmente la LVO no requiere tratamiento ni causa síntomas graves. Sin embargo, el tratamiento puede ser una opción para aquellas personas preocupadas por el aspecto de la LVO en la lengua, o para quienes tienen lesiones diseminadas y experimentan malestar o alteraciones en el gusto debido a dichas placas.

El método habitual para tratar la LVO es tomar antivirales por vía oral (por boca). Por lo general, estos medicamentos se toman durante una o dos semanas o hasta que las placas de la LVO desaparezcan.

Acyclovir (Zovirax): Acyclovir se usa como tratamiento para la LVO desde hace varios años. Es una medicación oral muy segura. La dosis para tratar la LVO es 800 mg, cinco veces al día, durante al menos una semana. Es posible evitar que la LVO reaparezca después de recibir el tratamiento, tomando dosis menores del medicamento durante más tiempo. Sin embargo, esto sólo se recomienda para los pacientes con antecedentes de recurrencias frecuentes.
Valacyclovir (Valtrex): Valacyclovir es una "prodroga" de acyclovir. A diferencia de acyclovir, valacyclovir necesita que el cuerpo lo procese antes de que su ingrediente activo (acyclovir) pueda comenzar a controlar la enfermedad. Esto permite que grandes cantidades de acyclovir permanezcan en el cuerpo, y que sólo se deban tomar por boca dosis menores del medicamento. Para el tratamiento de la LVO, sólo es necesario tomar valacyclovir tres veces al día. Al igual que acyclovir, es muy raro que valacyclovir cause efectos secundarios.
Famciclovir (Famvir): Famciclovir no es otra cosa que la formulación en pastillas de una crema tópica llamada penciclovir (Denavir). Al igual que valacyclovir, famciclovir se debe tomar tres veces al día hasta que las placas desaparezcan.

Otras opciones incluyen tretinoin (Retin A) y podophyllin resin, dos medicamentos que se pueden aplicar directamente a las placas de LVO. Por lo general, tretinoin se aplica dos o tres veces por día hasta que las placas desaparezcan. Podophyllin lo aplica un proveedor de atención médica, una o dos veces durante un período de dos a tres semanas. Otras opciones, especialmente si las placas son pequeñas, es que un proveedor de atención médica aplique nitrógeno líquido (crioterapia) al área afectada; o eliminar las placas con cirugía.

¿Se puede prevenir la LVO?

No hay una forma segura de prevenir las placas de la LVO. Sin embargo, la mejor forma de prevenirla puede ser mantener el sistema inmunológico sano. Esto significa mantener la carga viral baja y las células T altas, usando un tratamiento anti-VIH, y adoptando un estilo de vida saludable.

Hay algún tratamiento en desarrollo para la LVO?

Actualmente, no hay medicamentos en desarrollo para tratar la LVO, ya que no es una infección oportunista seria, y que existen medicamentos para tratarla. Si estás interesado en participar en algún estudio clínico con nuevas terapias para el tratamiento o prevención de la LVO, existe una página interactiva dirigida disponible para averiguar acerca de los estudios clínicos es AIDSinfo.nih.gov, un sitio dirigido por los Institutos Nacionales de Salud de los Estados Unidos (National Institutes of Health). Dichas páginas tienen "especialistas en información sobre la salud", con los que te puedes comunicar llamando al número gratuito 1-800-HIV-0440 (1-800-448-0440).

Anterior

email


Última revisión: 6/19/2002

El contenido de esta lección fue escrito por el fundador y los escritores de AIDSmeds.com, y revisado por nuestro editor médico, el Dr. Howard Grossman. Podrás encontrar una biografía de nuestro equipo de escritores en la página "About Us."

Enlaces
Prevención del VIH
Recien Diagnosticados
¿Recién te enteraste?
Directorio De Servicios
Blog
Foros
Lecciones
Índice de lecciones
Colapsar todo

[ about AIDSmeds | AIDSmeds advisory board | our staff | advertising policy | advertise/contact us]
© 2014 Smart + Strong. All Rights Reserved. Terms of use and Your privacy.
Smart + Strong® is a registered trademark of CDM Publishing, LLC.